Neiber | Correduría de Seguros | Consultas frecuentes

Destacados
Solicitar cotización
Haga click en el icono y solicite su cotización vía online.
 
Seguros para Particulares
Seguros de Vida, de Salud, de Accidentes, de Hogar, de Automóvil. ¿Qué necesitas?
 
Seguros de Empresas
Tráenos tus seguros, saldrás ganando.
 
Seguros de Salud
Lo mejor para los tuyos y para ti.
 
Inmobiliaria
Gestionamos sus inmuebles compra, venta, alquiler... Realizamos sus reformas. www.arenegestion.com
 
Consultas frecuentes

 

Seguro del automóvil

 

¿Qué es un seguro de automóvil?

Aquel que tiene por objeto la prestación de indemnizaciones derivadas de accidentes producidos a consecuencia de la circulación de vehículos.


 

¿Qué tipos de seguros existen?

En general, la legislación de la mayoría de los países distingue al respecto entre:

  • Seguro obligatorio, destinado normalmente a la cobertura, dentro de los límites legalmente establecidos, de los daños personales o materiales causados a terceras personas
  • Seguro voluntario, que cubre el exceso de los límites del seguro obligatorio, así como otras garantías a que se hace referencia más adelante.

 

¿Es obligatorio contratarlo?

Por ley, todo vehículo matriculado tiene que complementarse con un seguro que ha de tener las coberturas básicas obligatorias proporcionadas por una compañía de seguros legalmente constituida y registrada a tal efecto.


 

¿Qué coberturas incluye cada uno en España?

 

El seguro obligatorio de automóviles está destinado a cubrir la responsabilidad del propietario o conductor por las lesiones corporales o daños materiales que, con motivo de la circulación de su vehículo, pueda producir a terceros.

El seguro voluntario de automóviles, pueden estipularse las siguientes coberturas:

-Responsabilidad civil suplementaria para garantizar la responsabilidad en que pueda incurrir el propietario o conductor de un vehículo por los daños materiales causados a terceros o incluso por los daños corporales en cuanto la indemnización exceda de las sumas garantizadas por el seguro obligatorio.

-Daños, incendio y/o robo del propio vehículo.

-Defensa de la responsabilidad civil en que pudiera haber incurrido el conductor de un vehículo, con motivo de un hecho de la circulación. Por esta garantía, el asegurador toma a su cargo todos los gastos judiciales y extrajudiciales que ocasione la defensa, con excepción de aquellos que se consideran como penas personales (multas, por ejemplo).

-Reclamación, en nombre del asegurado, de los daños sufridos por el mismo o por su vehículo, a consecuencia de un accidente de circulación.